viernes, 25 de diciembre de 2015

Budokan Sevilla os desea Felices Fiestas


martes, 22 de diciembre de 2015

Cena de Navidad del Club Budokan Sevilla 2015/16

sábado, 19 de diciembre de 2015

A propósito del aikido

Tras un súbito balance luego de arribar al último mes del año, es decir, tras los resultados de esa suerte de ajuste de cuentas conmigo mismo y con Cuba, o con lo que para mí es Cuba, recordé un texto que escribí a solicitud de los organizadores del Premio Dador. 
Eran días amables los que viví. Transcurría el 2013. Tal afirmación no implica que estos no lo sean. Pasa que solo un tonto cree ser feliz todo el tiempo. La felicidad 24 por 24 a lo largo y convulso de los 12 meses no es posible ni en un cuento de hadas. 
Choque de ideologías, diálogos de sordos, embutidos y cáncer, polución, grupos humanos dejando atrás su país de origen en cantidades solo comparables a bandadas de aves o manchas de peces -con la ilusión y la vida a cuestas arriesgándolo todo… Ante ese panorama, a veces nuestro egoísmo nos obliga a volvernos hacia los amigos, el hogar, la pareja, el trabajo -si al menos nuestro trabajo es sinónimo de refugio o espacio donde (hipotéticamente) se pueden concebir alternativas para dinamitar o aliviar los días; alternativas en el orden personal, o a escala nacional si el delirio es mayor. 
El texto de marras comenzaba rememorando una entrevista al escritor Rafael de Águila. En aquella conversación quise saber de qué hablábamos cuando hablábamos de literatura cubana. Casi al final dijo: “Klopstock, un escritor alemán del siglo XVIII, soñó con una hermandad de escritores, algo así como un falansterio, ojalá ese falansterio lo fundemos los cubanos, un sueño, como sabes, una mera utopía, pero el mundo no es deseable sin ellas”.
Rafael es mi amigo. Y sin dudas también un furibundo soñador. Que no iluso. Que no un tonto. Rafael se refería a Friedrich Gottlieb Klopstock mientras yo trataba de imaginar si era posible esa comunidad de afectos e intereses en nuestro país. En la noche intenté repetir el ejercicio. Lo enmarqué en los predios de la literatura, es decir, en el escenario donde interactúan quienes hacen literatura. Entre las paredes de mi cabeza estallaron nombres y comentarios que he escuchado sobre esos nombres. 
Una reacción en cadena. Como atravesar un campo minado. El enemigo rumor. Y me encojo de hombros ante tal panorama. ¿Acaso no es posible la armonía? Sonrío. Porque literatura no es amistad, no es falansterio. O no lo es en la mayoría de los casos.
Tengo la suerte de haber conocido a Rafael. Digamos que el verdadero encuentro tuvo lugar en Bolivia, al parecer hay una fuerte conexión entre Bolivia y las utopías -cruzo los dedos por él y por mí.
A pesar del panorama, me resisto a creer en la total imposibilidad de la empresa. Como si fuera un soñador. Que no un tonto. Es arduo. A veces la diplomacia no alcanza y la palabra de orden no solo es desconfiar.
Por cierto, un premio o una beca no suscita la alegría que muchos reflejan en el rostro al felicitarte. Tampoco la publicación de un libro.
Es la literatura el placer de la zozobra. Placer y zozobra tanto para el lector como para el escritor. El deseo es el combustible que los mueve y no dudarían en consumir toda o casi toda la reserva en el camino, o en el viaje; a fin de cuentas, leer o escribir un libro es aventurarse en terrenos insospechados. Al menos así debería ocurrir. Y cuando te enrolas en una travesía terminas transformado. Al menos así debería suceder, de lo contrario no tiene sentido siquiera dar el primer paso. 
Dijo Cortázar: “Tenemos que pensar, lo que se llama pensar, es decir, sentir, situarse y confrontarse antes de permitir el paso de la más pequeña oración principal o subordinada”.
Leo la prensa. Noticias nacionales e internacionales. Al terminar, me repito, como un mantra, que es vital proponerse un ejercicio de pensamiento, y sentir, situarse, confrontarse. 
Pensar es crear. Crear es resistir.
Sergio Pitol me dijo: “Un tratamiento de choque puede lograr resultados inmejorables. Estimula fibras que languidecían, rescata energías que estaban a punto de perderse. A veces es divertido provocarse. Claro, sin abusar; jamás me encarnizo en los reproches; alterno con cuidado la severidad con el ditirambo. En vez de ensañarme contra mis limitaciones he aprendido a contemplarlas con condescendencia y aún con cierta complicidad. De ese juego nace mi escritura; al menos así me lo parece”.
Cómo olvidar esas palabras. Leer su libro El viaje fue como salir con Pitol al estrecho y largo balcón de la Torre de Letras para trenzarnos en una conversación. 
No me ha ido tan mal con los sucesivos tratamientos de choque que me he recetado, tampoco con la severidad y el ditirambo. Porque mi intención es viajar hacia el interior del hombre común y hurgar allí para desvelar sus inquietudes o las mías, el dolor, el miedo, sus raptos de odio o los míos, definir o intentar definir eso que llaman amor y felicidad; viajar hacia el hombre y ver su entorno, que podría ser el tuyo, el mío, y ver las relaciones de poder en las que está inmerso para dilucidar si es subyugado o si ejerce tiranías en el entorno privado. Me interesa sobremanera qué nos hace semejantes o diferentes. 
Desde mis carencias trato de verme en “el otro”, intento saber cómo me ve “el otro”. En ese loco afán de crear un pequeño falansterio me pregunto qué estoy dispuesto a hacer por “el otro” o por mí, incluso trato de encontrar una respuesta acerca de qué es el bien, desde cuál agenciamiento quiero el bien para “el otro”. 
Desde mis carencias trato de pensar. 
Tal parece que literatura no es amistad, no es falansterio. Es fuerte el enemigo rumor, tan fuerte como un potente bilongo, un devastador fukú
Rapidez, movimientos precisos, capacidad de decisión: tal parece la reducción de las seis características que, según Italo Calvino, debía tener la literatura en este milenio. 
Sentir, situarse, confrontarse. ¿Qué otra cosa queda? Pues utilizar a tu favor la fuerza del contrario. En la literatura, como el aikido, es importante pensar. 
Porque pensar es crear. Crear es resistir.
Por Ahmel Echevarría

lunes, 14 de diciembre de 2015

AIKI-CONTROL. IMPEDIR HERIR SIN HERIR

Prepararnos para resolver cualquier tipo de conflicto sin recurrir a la violencia 
Defenderse de una agresión injusta y no provocada sin poner límites a la reacción defensiva, no es demasiado difícil, las técnicas de Judo, Karate, Aikido, Jiu Jitsu, Taekwondo, etc. revisten suficiente eficacia, cuando no excesiva, para cumplir ese fin, tanto que el budoka puede entrar en el terreno de la “desproporción” y ser castigado por la Ley.
Aunque el verdadero objetivo de estas disciplinas (Judo, Karate, Aikido, Jiu-Jitsu, Taekwondo, etc.) no es convertir al adepto en un especialista de la defensa personal, inevitablemente le inclinan a servirse de ellas, tal como las practica en el dojo, si se encuentra frente a un provocador.

Uno de los principios más nobles que encontramos en el Aikido de Ueshiba es el que nos invita a prepararnos para resolver cualquier tipo de conflicto sin recurrir a la violencia, e incluso si ésta es inevitable, ser capaces de “impedir herir sin herir”.

Pero la realidad es que tal propósito no es fácil de alcanzar si seguimos entrenando como es habitual en la mayoría de los dojos, porque sin darnos cuenta alimentamos una contradicción permanente entre los principios éticos del Aikido y las formas de repeler a un eventual atacante, ya que las técnicas se basan en el modo de comportarse ante múltiples y diferentes ataques, y un observador ajeno y objetivo no podría reconocer en ellas el objetivo de “impedir herir sin herir”.

En este libro, conscientes de este hecho contradictorio, los autores ofrecen sus reflexiones al respecto y aportan nuevas formas de aplicar las técnicas de Aikido ante agresiones de moderada peligrosidad, buscando la coherencia entre la filosofía Aiki y las formas de ponerla en práctica, estableciendo a tal fin un método de progresión al que han dado el nombre de AIKI-CONTROL.

Sin duda serán muchos los practicantes de cualquier arte marcial, así como todas aquellas personas cuya profesión es el mantenimiento del orden en la calle y otros ámbitos, los que puedan sentirse interesados por esta nueva forma de saber protegerse sin causar daño al agresor o resolver un conflicto sin recurrir a la violencia.

jueves, 10 de diciembre de 2015

El Club Artes Marciales Alcorcón arrasa en el VII Copa Oyama-Fujimae

El Club de Artes Marciales de Alcorcón con Jesús Talán a la cabeza acudió al pabellón de La Bastida en Santa Coloma de Gramanet para disputar la VII Copa Oyama-Fujimae de Karate Kyokushinkai y regresaron a Alcorcón con siete trofeo. Gran actuación una vez más de los alcorconeros. 
En la categoría junior, Paula López Fernández se proclamó subcampeona. La karateka es de poco peso, lo suple con su energía, representa la esencia de OSU y así lo demostró en la competición. Además, Carlos Blazquez Núñez fue campeón. Gran competición del alfarero que no dio opciones a los rivales y logró el primer puesto. En Sub21, dos podios más. Rafael Navarro fue subcampeón. El alcorconero mostró un gran nivel y mucha ambición para subirse al tercer cajón del podio. Mientras, Alejandro Moya Gómez logró ser el campeón. Un título que afianza más el trabajo del este joven karateka que sigue mejorando en cada competición.

En la categoría senior hubo tres trofeos más. Begonia Pacheco fue tercera en pesados. A pesar de competir con tres kilos menos de la categoría, la alcorconera dio la cara y logro un importante tercer puesto. Lástima la actuación de Dorin Radu. El representante alcorconero en el Campeonato del Mundo, sólo pudo quedar subcampeón a pesar de la gran competición que cuajó. Fue una gran demostración de su trabajo en todos sus combates, sin embargo en la final nada más empezar recibió un impacto en la cara, por el que los árbitros dieron un waza ari. Por último, Tamara Bautista Morcuende se proclamó campeona senior en ligeros. La alcorconera dio una lección de combinaciones bien conectadas con gran fuerza, a pesar del susto que supuso una fea brecha cerca del labio que le obligó a acudir al hospital para que le pusieran unos puntos.

El competidor José Simón Soto que no pudo sumarse a la fiesta con un trofeo, pero que cuajó un gran combate con todas sus extensiones. El karateka sigue creciendo en cada competición.

domingo, 6 de diciembre de 2015

Crónica de Budokan Sevilla en la II Jornada de guanteo Solidaria

Resumen de la II jornada de guanteo a beneficio de la Asociación Terrogenero
Daniel, Raquel, David, Ángel e Israel 
En la tarde del sábado, 5 de diciembre, se presentaron a la jornada dos debutantes, Israel Arteaga y Daniel Ruiz junto con dos competidores de Budokan Sevilla con mayor experiencia, la subcampeona de Andalucía Raquel Bueno y el subcampeón de Sevilla Ángel Lacalle. Tras la reunión de entrenadores empezó el guanteo con aproximadamente unos 40 combates por delante. Toda una tarde noche cargada de emociones por una buena causa, íbamos a colaborar con una asociación que lucha por erradicar la violencia de género.

Nuestro primer combate lo protagonizó Israel Arteaga, con muchos nervios, pero compensados por las ganas de subir al ring, con alguna bajada de guardia debida a la confianza por su altura respecto a su rival (Lolo del club Esparta) y por la falta de experiencia en un ring; pero gracias a sus largas extremidades pudo mantener a distancia, no sin dificultad en la mayoría de ocasiones, los intentos de llegada de su contrincante. Disputado este primer combate y tras un combate entre medio, realizó un segundo combate mucho más tranquilo que el anterior y mejor conducido, porque entendió cual debe ser la actitud, llevando a cabo un buen combate muy igualado por parte de los dos contendientes.

Tercer combate, debut de Daniel Ruiz, enfrentándose a su rival Oscar Martin del club Bushi kai. Muy buen combate para ambos, controlado por los rincones en todo momento debido a la falta de experiencia de ambos púgiles. Daniel lanzó en muchas ocasiones buenas combinaciones, finalizó su debut con una gran satisfacción por el esfuerzo realizado y mucho más feliz que estaba antes de subir al ring. Daniel nos comentaba tras haber pasado la experiencia, sus intenciones de volver a subirse al ring. Se le abren las puertas de la competición a un kickboxer con mucha proyección. A por el próximo Daniel.

El cuarto combate fue Raquel Bueno la que nos deleitó con un trabajo físico espectacular y un soberbio recital de middles kick, que su rival Noelia (Alkores Fight club) no tuvo opciones de bloquear en ningún momento. Raquel va cogiendo experiencia, con una trayectoria ascendente muy positiva, subiendo paso a paso. Y así es como se construyen las campeonas. Buen combate Raquel y cada vez mejor.

Por último y cerrando la noche, como combate estrella el protagonizado por nuestro competidor Ángel Lacalle. Conocido en el Kick Boxing sevillano, que tenía en frente a un rival veterano con más experiencia que Ángel y miembro de la selección sevillana de Kick Boxing (Alkores Fight club). Los dos asaltos fueron llevados con un ritmo trepidante con contacto pleno. El intercambio por parte de los dos púgiles fue continuo y Ángel se encontraba a gusto con lo que acontecía el enfrentamiento, llevando las riendas del combate en todo momento, a pesar del excelente kickboxer que tenía delante. Ángel llevó a la lona en dos ocasiones a su rival con un high kick y con un crochet, poco antes del final del buen combate ofrecido por dos conocidos en este tipo de eventos. Excelente Ángel.

Gran sesión de guanteo en la que todos disfrutamos, sintiéndonos satisfechos y orgullosos de la labor realizada por una buena causa, y por su puesto, como transcurrió el guanteo... a pedir de boca.

Agradecimientos a la organización por volver a contar con nuestro club Budokan Sevilla.

Enhorabuena kickboxers!!

sábado, 5 de diciembre de 2015

Clase magistral del maestro Ishimi

El karateka japonés en la II Maratón de esta disciplina
El polideportivo Municipal "Eduardo Guillén" de Collado Mediano acoge este domingo 6 de diciembre el II Maratón de karate de la localidad a cargo del Maestro Yasunari Ishimi que impartirá un curso técnico de esta disciplina.

Yasunari Ishimi nació en Hyogo, Japón (cerca de Osaka) en 1943 y ostenta el título de 9º Dan Maestro de Karate por la Federación Española de Karate y WKF (World Karate Federation). Está además licenciado en Filosofía y Letras por la Facultad de Lenguas Extranjeras de Kobe (Kobe Gaidai). Condecorado con la Medalla al merito deportivo en el Consejo Superior de Deportes, actualmente reside en Madrid y se dedica a dirigir las actividades de la European Shitokai Ishimi Association y a la practica del karate a través de la misma.

fuente: sierramadrid.es

de cara al mundial ...

jueves, 3 de diciembre de 2015

Artes Marciales: todas sus bondades

Además de disciplina y concentración, fortalecen la enseñanza de los valores como la perseverancia.

¿Qué son?
Según César Moreno, entrenador y director deportivo, “las artes marciales son un compendio de disciplinas que inicialmente se rige bajo un solo reglamento para tener un mejor estilo de combate. Con el tiempo, estas disciplinas se organizaron y son las que hoy día conocemos: karate, judo, jiu-jitsu,... son algunas de ellas. 
Beneficios físicos
Son una buena opción para combatir el sedentarismo y la obesidad en los niños. Además, fortalecen el desarrollo de habilidades motoras, pues mejora la coordinación psicomotriz.
Expertos indican que al practicarlo se desarrollan destrezas, reflejos y reacciones, y que además permite el desarrollo de la fuerza, el equilibrio, la velocidad y la flexibilidad.
Ventajas cognitivas
Los niños ganan autoestima al plantearse pequeñas metas y sentirse capaces de cumplirlas. A su vez, aprenden valores como la disciplina, el respeto, la tolerancia y la responsabilidad. Se cree que los infantes mejoran su concentración, aprenden a conocerse más y a controlarse a sí mismos.
La perseverancia es el aprendizaje más importante, porque los niños deben realizar frecuentemente los ejercicios para poco a poco alcanzar la perfección requerida de los movimientos. Indirectamente, se les enseña a los infantes a enfrentar la vida de un modo distinto: confiando en sus capacidades. También mejoran la capacidad de concentración y propician mejores procesos de retención de la información.
Artículos que se necesitan
Durante los primeros días, se necesitará ropa deportiva y flexible para la actividad física. Posteriormente, el niño usará los uniformes propios de la práctica.

fuente: abcdelbebe.com

martes, 1 de diciembre de 2015

Estiramientos para espalda y caderas

Estirar la cadera es una gran ayuda para aquellos que padecen de dolores en las articulaciones. Para poder mejorar la movilidad y aflojar los músculos de la espalda y de las piernas, lubricar todas las articulaciones y finalizar con los dolores del nervio ciático es fundamental hacer ejercicios de forma regular.
En este artículo te brindamos algunos ejercicios de estiramiento de la cadera para poder recuperar la salud y la resistencia.
      1. Mariposa
Se deben sentar en el suelo sobre una alfombra y abrir las piernas, luego flexionarlas y hacer que las plantas de los pies se unan. Después se deben sostener los tobillos con las manos para ayudar a mantener la postura y con la espalda bien recta debes comenzar a inclinarte para adelante desde la cadera hasta que sientas presión.
Debes mantenerte así durante treinta segundos y después debes volver a la postura normal.
      2. Postura del pájaro
Son uno de los estiramientos de caderas más eficientes si se hacen de la manera correcta, debido a que es uno de los estiramientos que más músculos y articulaciones hace trabajar. Se comienza con una posición de cuatro patas, con las manos en línea recta a los hombros y las rodillas con la cadera.
De a poco se coloca la rodilla derecha por detrás de la mano derecha y con una leve rotación se debe colocar el tobillo de esa pierna en la cadera izquierda, la persona debe mantener esa postura por treinta segundos y volver a la postura normal, repitiendo el mismo procedimiento con la otra pierna.
      3. Extensión de la cadera
Es uno de los ejercicios que ayudan a fortalecer los glúteos y estirar los flexores de la cadera.
Debes recostarte sobre una colchoneta en el suelo y flexionar las rodillas pero manteniendo ambos pies apoyados en el suelo, traer los pies lo más cerca posible a los glúteos y colocar algo con mucho peso sobre el abdomen bajo, contraer el abdomen y elevar los glúteos con la espalda baja.
Los pies, la espalda y la cabeza deben permanecer apoyados.Se debe hacer este procedimiento diez veces.
      4. Puente
Los estiramientos puentes son complementarios de la extensión, pero sin peso. Adoptando la postura anterior se deja el peso al lado y se deben sostener los tobillos con las manos por debajo de la espalda, después se debe elevar los glúteos y sostener lo máximo que se pueda sin exigirse demasiado.
      5. Rotador sentado externo
Se deben sentar en una silla y estirar la pierna izquierda y levantarla delante tuyo, después girar la rodilla derecha y abrir las caderas consiguiendo que el pie derecho quede por debajo de la rodilla izquierda, esta repetición se debe realizar 10 veces y luego cambiar de pierna. Para tener mejor equilibrio puedes utilizar bandas elásticas o cinturones.
      6. Flexor de cadera de pie
Debes ponerte de pie frente al respaldo de una silla o de una pared y retirar la pierna para atrás sin flexionar. Con la espalda bien recta se debe contraer la pierna y llevar la rodilla para el pecho. Hacer 10 repeticiones con cada pierna.

fuente: iremedios
Respetar a todos y a las personas que no practican tu estilo y/o pertenecen o no a otra federación, es fundamental.
No se hace distinción de estilos, federaciones, organizaciones y asociaciones.
Nadie es tan perfecto para criticar a los demás.
David Vallejo (Budokan Sevilla Dojo) www.budokansevilla.com